Cardio en Elíptica

La bicicleta elíptica es el aparato de cardio ideal para ejercitar todo tu cuerpo, de pies a cabeza. Si lo que estás buscando es un poco de variedad e tu rutina de cardio entonces puede que una bicicleta elíptica sea la pieza de equipamiento ideal para quitarte unos buena cantidad de grasa corporal y tonificar.

Entre las principales ventajas de las elípticas podemos mencionar que es un aparato genial para cualquier estado o condición física que se tenga, desde principiantes hasta avanzados. Son ampliamente utilizadas en muchos gimnasios pero también están disponibles para su uso hogareño, y eso para muchos es una gran ventaja.

Estos aparatos vienen en todos los precios, pero como con todos estos equipamientos de cardio, mientras más plata pongas, más calidad y accesorios se conseguirán (lo que en el largo plazo se transforma en durabilidad)

Pero sacando todo lo que es el aparato en sí, el mayor beneficio de todos es lo que puede hacer por ti, después de todo qué es un aparato sin lo que puede hacer en ti ¿verdad? Hacer cardio en una eliptica puede ayudarte a bajar de peso, cambiar tu composición corporal, aumentar tus niveles de energía e incrementar tu salud en general con sólo 30 (sí, treinta) minutos al día. Un entrenamiento de entre 45 minutos y una hora sería ideal, pero en solo media hora puedes conseguir resultados más que respetables, en especial si le das a la máquina con buena intensidad.

No hay muchos aparatos de cardio que hagan lo que este hace, que es ejercitar todo tu cuerpo en un solo movimiento fluido. La máquina de remos tal vez es el otro que lo hace. En ambos se trata de un ejercicio que es un acondicionamiento completo, lo que usualmente devuelve resultados muy rápidos, en especial si se los combina con una alimentación saludable y con control de las cantidades.

Recomendaciones para su uso

Añadir una dosis diaria de al menos 20 minutos de ejercicio en una elíptica puede incrementar tus niveles de energía e incluso ayudar con algunos síntomas de la depresión y ansiedad. Súbete a la elíptica a primera hora en la mañana, luego haz tu vida normal, incluso con tu rutina de ejercicios normal.

Las elípticas emulan el movimiento similar al de esquí cross country. También puedes ejercitarte al revés concentrando el entrenamiento en otros músculos y en cualquier caso ejercitando la mayor parte de tu cuerpo, muchos músculos a la vez.

Nuestra manera preferida de conseguir un buen acondicionamiento con una elíptica es aumentando intensidad a tus ejercicios con intervalos, o bien desafiándote aumentando cada día un minuto o treinta segundos de buena intensidad. Como sea, las opciones de esta fantástica máquina de cardio son amplias.

Prueba en tu gimnasio, y si luego de un tiempo notas que los resultados valen la pena (como sabemos que los verás) por qué no pensar en tener una en casa de la que se beneficie también toda tu familia.

Click aquí para agregar un comentario

Deja un comentario: