Cuál es el secreto para tener unos buenos abdominales

¿Cómo logras tener unos buenos abdominales?

Una de las preguntas más comunes que me hacen es “¿cómo consigo unos buenos abdominales?”.  Probablemente también te hayas hecho esta pregunta una que otra vez y muchas veces te has sentido frustrado con tu cintura. Tal vez hayas abandonado tus esfuerzos luego de hacer miles y miles de encogimientos y no ver resultados. No te culpo si lo hiciste, antes de saber sobre ejercicio yo también lo intenté, y tampoco me funcionó.

Olvídate de los comerciales que te dicen que puedes tener unos abdominales grandiosos con sólo utilizar sus productos. Los encogimientos no te darán unos abdominales marcados. Unos de los mitos más comunes con respecto a tener buenos abdominales y bien marcados es el concepto de la reducción por zonas. La reducción por zonas se basa en la idea de que si una persona ejercita un área como los abdominales, será capaz de eliminar grasa de esa área específica. Esto no es cierto.

Entoces ¿cuál es la respuesta para tener buenos abdominales? Reducir el porcentaje de grasa corporal. Cuando una persona pierde grasa, lo hace desde la cabeza hasta los pies. Imagina que todos estamos vistiendo un traje de grasa, y este traje cubre tu cara, tus piernas, tus brazos, etc. El objetivo es reducir el grosor de ese traje. Una vez que tu traje comience a afinarse, comenzarás a ver unos buenos abdominales.

Los pasos para tener unos buenos abdominales

Deberás preguntarte esto: ¿qué tan a menudo te ejercitas? Si tu respuesta es menos de 4 veces a la semana, entonces esa sería como la primer barrera entre tú y tus abdominales grandiosos. ¿Cómo sería una rutina para quemar grasas? Una que incluya ejercicios cardiovasculares y que también combine entrenamientos de fuerza efectivos.

Y si bien caminar media hora en la cinta es un excelente ejercicio cardiovascular y para bajar de peso, no es el caso para lograr unos abdominales buenos y marcados.

Otra pregunta, ya relacionada con la comida sería ¿cómo comes? Hacer dieta es la gran barrera para muchas personas. Pero estos son los hechos: si tu dieta está fuera de control, entonces tus abdominales y zona media también lo estarán. No se puede reducir la cintura sin reducir la cantidad de comida de mala calidad que se consume, ni siquiera considerando que te ejercitas tan duro como puedes. Aquí viene lo básico sobre nutrición para unos buenos abdominales:

– Come gran cantidad de frutas y verduras: un buen plato de ensalada todos los días es excelente para marcar los abdominales. Agrégale limón, pimienta y vinagre y te llenarás con gran cantidad de fibra y nutrientes.

– Simplemente dile que no a la comida chatarra. Mientras que esto parece obvio, la definición de “comida chatarra” tal vez necesite una corrección. El azucar refinada se encuenta en la cima de la comida chatarra, y está en las gaseosas, cafés, dulces, galletitas y tortas, pastelería, snacks empaquetados, etc, etc, etc. Las grasas saturadas vendrían a ser quien les hace competencia.

– Come con más frecuencia. La clave aquí es no dejar nunca que tu metabolismo se “caiga” manteniéndolo horas y horas sin comer. Uno de los grandes errores que puedes cometer es saltearte el desayuno ya que esta es la madre de todas las comidas. Mantente comiendo cada unas cuantas horas y siempre evita de comer hasta reventar.

Ahora ya deberías entender por qué no deberías pasar tanto tiempo haciendo encogimientos. Mientras que es importante ejercitar tus abdominales un par de veces a la semana, tu mejor apuesta, y a largo plazo es ejercitarte, pero principalmente comer para tener unos buenos abdominales.

Tu Cuerpo Ideal | Cómo tener unos buenos abdominales

Click aquí para agregar un comentario

Deja un comentario: