Las 15 reglas para quemar mucha grasa

¿Quieres un cuerpo magro y sano? Estas quince reglas te ayudarán a conseguirlo…

1. Perder buena cantidad de grasa requiere de buenos hábitos. Uno de ellos es organizar tus comidas para que sean saludables y luego seguir ese plan que armaste. Si lo haces por dos o tres semanas formarás un hábito que como tal formará parte de tu vida sin que tengas que hacer nada extraño, estará incorporado.

2. Come de 4 a 6 comidas por día con las cantidades de lo que serían tres comidas tradicionales. Esto regula tu metabolismo y lo acelera para que quemes más calorías. Funciona.

3. Mantén el consumo de grasas por debajo del treinta por ciento de lo que consumes cada día. Una gran parte para lograrlo es quitando la mayonesa, la manteca, los fritos, el helado, las cremas. No tienes que dejar de comer grasa, simplemente tienes que sacar las que no hacen bien que estás [email protected] a comer de más.

4. Registra lo que comes y bebes. Te sorprenderás de la cantidad de calorías que encuentras y que por supuesto sobran. Un diario de alimentos probablemente sea la gran clave para mejorar tu peso y tu salud de una buena vez por todas. No tienes que llevar un diario para toda la vida, sino solo hasta que aprendas a comer y tu peso sea uno saludable.

5. Ejercicio. Si te preguntas si es posible perder grasa sin el ejercicio la respuesta probablemente sea si, pero no por mucho tiempo, ni tampoco a la velocidad que crees/quieres. Si quieres tener éxito en el largo plazo con tu pérdida de grasa ahora y luego con el mantenimiento de un cuerpo en forma entonces tienes, debes incorporar alguna de la inmensa cantidad de ejercicios que hay disponibles para todos los gustos.

6. Consume alimentos integrales ricos en fibra y bajos en azúcar, fuentes magras de proteínas, frutas, verduras y granos enteros. Lo que decimos siempre, y que repetimos simplemente porque es lo que funciona.

7. La cantidad de fibra que tienes que consumir por día varía de persona a persona, pero no te equivocarás si comes entre 25 y 35 gramos de fibra cada día. La fibra satisface rápido, da sensación de saciedad y limpia el cuerpo.

8. De ser posible elige carbohidratos con índice glicémico bajo. Avena es una idea, las verduras de hojas verdes otra …

9. La proteína va en todas las comidas. Poseen el mayor efecto termogénico de todos los macronutrientes, satisfacen y alejan el hambre. Además son necesarios para mantener/aumentar nuestro tejido muscular, que por cierto a mayor cantidad que tengas más calorías quemarás.

10. Grasas que SI debes comer: aceite de oliva, almendras, omega 3, aceite de pescado, avocados, semillas de girasol, de lino, de sésamo, de calabaza, nueces, maní tostado. Entre la cantidad de cosas buenas que hacen estas grasas están que ayudan a bajar de peso, previenen enfermedades y participan en muchos procesos saludables para tu cuerpo.

11. El agua y el té verde. Dos líquidos fundamentales para eliminar y mantener alejada la grasa de nuestros cuerpos. Como regla general bebe ocho vasos de agua y un par o tres tazas de té verde sin azúcar (yo la uso como bebida deportiva cuando voy a entrenar y cargo una botella de medio litro de agua con uno o dos saquitos de té verde)

12. Come entre cinco y diez porciones de frutas y verduras cada día para satisfacer las necesidades de vitaminas, minerales y antioxidantes que tu cuerpo necesita. De nuevo, cuando el cuerpo obtiene lo que es bueno para el todos sus procesos funcionan mejor, incluyendo el de manejar la grasa acumulada y que consumimos.

13. Comidas para incorporar. Salmón, yogurt natural, espinaca y acelga, brócoli, arándanos de todos los colores y tipos, frutos secos, ciruela, semillas de todo tipo, aceite de oliva, arvejas, lenteja, batata.

14. El desafío con el entrenamiento es esencial. Si te mantienes desafiándote, por más que sea lo mínimo que aumentaste o mejoraste en comparación con el entrenamiento anterior, tu cuerpo no se estanca y no cesas de obtener resultados, en este caso no dejas de perder grasas.

15. La regla del 90%. Si puedes seguir tu plan el 90% del tiempo, los resultados simplemente serán cuestión de tiempo y la grasa eventualmente desaparecerá. Por el contrario, rompe tus planes tan seguido como puedas y olvídate de todo, en este objetivo o cualquiera que tengas. Si lo prefieres es un juego de estadísticas en el que ganas si lo haces lo mejor que puedes la mayoría de las veces.

¿Tienes alguna otra regla para añadir? Escríbela en los comentarios.

6 comments
Widad - enero 19, 2012

Hola Marcos, qué tal todo?
Bueno, mi pregunta es sobre el tipo de ejercicio, he leido en internet que en los días en los que hace mucho frio y uno no puede salir fuera a correr puede optar por la opción de correr sin moverse de su sitio, no sé si me explico, o sea estas haciendo los movimientos como si estuvieras corriendo pero en realidad no te estas moviendo de tu sitio. ¿Es bueno este ejercicio? ¿Se queman muchas calorias? Gracias por responder.

Responder
    @tucuerpoideal - enero 19, 2012

    Widad, a menos que desarrolles una buena técnica para ese movimiento yo te recomendaría otros ejercicios como saltar la soga o utilizar bandas de resistencia elástica para ejercicios de fuerza. La verdad que no es un movimiento que me parezca que queme muchas calorías como correr al aire libre o en una cinta. Por otro lado, si invertís en una soga para esos días de mucho frío vas a contar con una excelente alternativa, no son costosas y realmente queman muchísimas calorías. Espero que te sirva mi opinión, un saludo y muchas gracias por tus comentarios.

    Responder
Luis Peña - enero 24, 2012

Son buenos esto tips para bajar de peso

Responder
mariana - enero 30, 2012

hola marcos mi dudaes la siguiente..tiene algo de malo si desayuno muchas horas despues de levantarme? porque no me da hambre hasta despues de 5 o 6 horas de despierta y solo tomo un cafe con barra de cereal..me cuesta mucho desayunar..y por el contrario me cuesta mucho cenar liviano y temprano..tiene algo de malo? que puedo hacer para cambiarlo?

Responder
    @tucuerpoideal - enero 30, 2012

    Mariana, que lo hagas es una cuestión de desarrollar hábitos nuevos. Pensá que si comés 5 o 6 horas después de levantarte esa comida es más bien el almuerzo, y todo el tiempo anterior, más toda la noche sin comer no es lo mejor para tu metabolismo ya que te pasás más de doce horas sin probar bocado; todo lo contrario de hecho ya que predisponés a tu cuerpo a que comience a acumular grasa. Hace un par de años atrás a mi me pasaba lo mismo, pero lo solucioné forzandome a desayunar al principio, buscando alternativas sanas que me gustaban (un vaso de leche, otras veces un jugo de naranja con avena y unas fetas de queso, otras unas tostadas integrales con queso untable) y así hasta que me quedó incorporado el hábito. Tené en cuenta que solo lo tenés que hacer durante dos semanas para que te quede incorporado, luego lo hacés naturalmente porque ya es parte de tu vida. Espero que te sirva mi opinión, contanos cómo te va pronto!

    Responder
Click aquí para agregar un comentario

Deja un comentario: